La ONDA digital la Onda digital tv Analisis Politico
Volver al Inicio de la ONDA digital

Tres dimensiones | Dale con el Metro

Anuncian estreno de una Serie uruguaya basada en un posible, difícil Metro en Montevideo.    El guionista y productor se tomó el trabajo de incorporar datos reales del territorio asimilados a un Plano con recorrido y estaciones para el mismo. En el artículo en cuestión, justificando la condición utópica de tal transporte, se enfatiza el archiconocido impedimento del subsuelo rocoso sobre el que está construida la capital. Sin decirlo, con él se generaliza la imposilidad de un sistema de transporte como alternativa a la suicida proliferación de automotores que peor circulan en proporción a su existencia y, como si fuera poco, ni siquiera pueden estacionarse.

El daño a la credibilidad en una mejor accesibilidad y movilidad en la urbe  para la sociedad que en ella habita es intangible en una producción audiovisual tan de moda para el consumo masivo. De hecho, la vuelca en un consumo televisivo que desestima el anticipo, la esperanza de un futuro mejor. La verdad, poco conocida, es que el subterráneo no es el único sistema contemporáneo posible de neutralizar condiciones topográficas desfavorables y poner en valor las mejores del territorio capitalino. Entre otras, el nivel topográfico sin accidentes extremos, los escasos y angostos cursos de agua y las no tan extensas distancias entre áreas centrales, centralidades barriales y periferias.

Los sistemas de movilidad humana hace largo tiempo funcionan en las tres dimensiones espaciales. Diseñar un sistema de transporte urbano por sobre el nivel de tierra en lugar de subterráneo no sólo es posible, es conveniente. Los fundamentos de su conveniencia son explicitados en una propuesta, precisamente para Montevideo cuya configuración, inédita, supera la traza lineal por un diseño elipsoidal apto a la policéntrica conformación metropolitana. Un monorriel, con  ventajas técnicas en  circuito cerrado funcionalmente atiende  el flujo  de entradas-salidas en cualquier lugar de la red que es la trama urbana. El  recorrido continuo en uno o dos sentidos satisface en frecuencias y velocidad variables la demanda y sus cambios de flujo,  horas pico y emergencias, con el mismo parque locomotor de escasas unidades.

Dejé para el final el también manido argumento para invalidar al Metro: el volumen limitado de la demanda proporcional a la cantidad de población. Es cada vez más palpable, con los sentidos alterados por la polución sonora, atmosférica y visual, que la opción por un sistema colectivo más seguro, confortable y rápido aumentaría los usuarios de la sociedad que se moviliza en el territorio. Asimismo, la calidad del sistema debe atraer el porcentaje de ciudadanos que en la actualidad no utiliza medios colectivos lo que neutralizará el tránsito automotor, su costosa, peligrosa, polución sobre el territorio y la ciudad. En el proceso consumista traducido en el imparable stock automotor  no hay un nivel cercano de bienestar sino todo lo contrario. La saturación urbana del tránsito y ahora también del estacionamiento, no augura mejor movilidad y accesibilidad. Como contrapartida, la liberación del suelo a medios livianos y personales de transporte abre una nueva era, la de recuperación de su uso a escala humana. Y no únicamente del  piso, también de la atmosfera, la naturaleza en su flora y fauna hoy comprometidas para  integrarlas al habitar humano.

 

Por Luis Fabre

 

(Síganos en Twitter y facebook)
INGRESE AQUÍ POR MÁS CONTENIDOS EN PORTADA

Print Friendly, PDF & Email

...





LA ONDA Digital Revista Semanal Gratuita    |    De los editores: Las notas que llevan firma reflejan la opinion de sus autores    |    © Copyright Revista LA ONDA digital