La ONDA digital en Instagram la Onda digital esta en Facebook Analisis Politico
Volver al Inicio de la ONDA digital

¿Daniel Martínez candidato a la Intendencia de Montevideo, y también a las presidenciales del 2025?

Share Button

Al filo de los plazos institucionales los partidos políticos ajustan, no sin dificultades internas, la elección de los candidato/as a las Intendencias municipales a nivel nacional.

Los resultados y el mapa político surgido de la instancia del  último 24 de noviembre, que dio como ganador al Dr. Lacalle Pou, respaldado por una coalición multicolor, derrotando al frenteamplista Daniel Martínez, ha incidido, entre otros factores, fuertemente en la elección de los precandidatos del FA. Con énfasis, distintos problemas a la hora de concretarlas han surgido en todo el país. También en el Partido Nacional aliándose con Cabildo Abierto en varios Departamentos ha puesto de muy mal humor al Partido Colorado, evidenciando tempranamente la fragilidad de la coalición ganadora en el pasado noviembre.

Canelones y Montevideo por su peso demográfico y otros factores diversos que vienen de lejos en la historia lejana y presente, se han convertido en los lugares de mayor expectativa y visualización pública. En estos Departamentos los Partidos Nacional y Colorado en las últimas décadas han perdido la incidencia política que les permitió durante largos períodos gobernar las respectivas Intendencias. El entusiasmo que les dejó el haber ganado las presidenciales, actuado en coalición, les ha disparado la imaginación de ensayarlas también a nivel de las departamentales. Esta iniciativa tiene algo de ingenuidad y desconocimiento político, ya que el comportamiento ciudadano y las historias de los líderes locales tienen otros códigos.

Por su parte el Frente Amplio luego de haber perdido la Presidencia de la República y sin dirección política real viene comportándose por impulsos y posicionamientos personales de sus partidos y grupos políticos que lo integran. Un esquema que parece consolidarse, si se tiene en cuenta los resultados de las presidenciales del 2014 y 2019, dando una mayoría electoral al MPP de Mujica y enfrente una diáspora ideológica que no logra tener una conducta consecuentemente clara y estable. Este fenómeno pone ahora en serios riesgos la permanencia del FA en las primeras responsabilidades de varias Intendencias; la dificultad se ve acentuada por haber pospuesto una evaluación de causas y motivos por los que el FA perdió en noviembre.

En Canelones el surgimiento de Orsi, un líder fuerte, y que ha ensayado una renovación política pausada y muy vinculada a viejos hábitos urbanos y ruralistas de acuerdo a la antropología del Departamento -que cogobierna con Montevideo el mayor nivel demográfico del País- le da al MPP y a su líder Mujica, la mayor base política. Este potente liderazgo le permite cómodamente y frecuentemente incluir al resto del Frente Amplio; pero es en Montevideo donde contradictoriamente estas mismas fuerzas frenteamplistas que se expresan en Canelones han elegido dirimir sus diferencias político-estratégicas del FA del futuro.

Entre otras causas (y no necesariamente las fundamentales) prácticamente la desintegración de los partidos fundacionales del FA, conjuntamente con el alejamiento casi total de una concepción de la ideología y la práctica política seregnista ha transformado Montevideo en el terreno electoral donde hoy pesan más los posicionamientos personales que los proyectos políticos y de administración de la ciudad capital. En las últimas horas se ha conocido por boca de sus protagonistas, casi la totalidad de lo expuesto aquí en La ONDA digital, sobre el origen de barajar y dar de nuevo al decir de un novel senador, refiriéndose al retorno de Daniel Martínez luego de haber dicho públicamente que no lo haría, sumado a que el Partido Socialista, del cual es integrante, le dijo que no lo apoyaría en una eventual candidatura. Esto llevó a que el principal dirigente de su Partido, dijera ante la evidencia del retorno que “El Partido socialista no es un partido de cómo te digo una cosa te digo la otra”, mientras reafirmaba su apoyo a la ingeniera Carolina Cosse. Vale recordar que ante tal versión inverosímil que le pareció en principio esta voltereta del ex- presidenciable, la propia Cosse dijo; “No voy a entrar en una telenovela, esto es serio”. Horas más tarde ante la evidencia probablemente interpretó la conducta política de su ex compañero de fórmula con una de las enseñanzas de Confucio; “Un caballero debe avergonzarse si sus palabras son mejores que sus actos”.

Martínez por boca de sus promotores Pablo Ferreri y Álvaro García quedó oficializado el sábado 18/01, los detalles vendrán en las próximas horas. En la mesa el “ajedrez quedó desplegado”, ahora la ilusión es que Martínez llegue de nuevo a la IM y darle forma al “techo socialdemócrata” camino a la revancha con el ingeniero de nuevo como presidenciable en el 2025, y nuevo líder de un nuevo tiempo político al decir del ex senador, Rafael Michelini. Repetimos lo dicho en el articulo anterior: “quienes piensan así también manifiestan no estar convencidos de sumarse a la iniciativa “seregnista y renovadora” llevada adelante por Mario Bergara a la que se sumó gran parte de la lista 738. Estos cambiantes posicionamientos parecen hacer difícil o casi imposible las iniciativas de renovar el FA, dejando la interrogante de si la izquierda uruguaya no recorrerá los mismos caminos de otras fuerzas políticas parecidas ideológicamente en el mundo”.

En el imaginario de una parte de los actores de esta mesa de “ajedrez desplegado”, está que el Frente Amplio quede “reducido” solo a dos grandes agrupamientos: los socialdemócratas y los emepepistas. Este imaginario liquidaría el proyecto renovador y progresista con impronta seregnista que encabeza Bergara y abriría una puerta amplia y segura para Yamandú Ramón Antonio Orsi Martínez, más conocido como el Intendente de Canelones. Lo extraño de esta alquimia política es que de hecho y paradojalmente, Astori y Mujica estarían ya sentados en la mesa del “ajedrez desplegado”, y la verdadera partida la ganaría el que coloque en Suarez y  Reyes, a Orsi o a Martínez en el 2025.

El 9 de febrero, vence el plazo para la reunión de los órganos deliberativos Departamentales.
Las elecciones departamentales y municipales se celebrarán el domingo 10 de mayo en los 19 departamentos del país. En cada departamento se elegirá al intendente y 31 ediles; y un alcalde y cuatro concejales por cada una de las alcaldías, esto suma 19 intendentes, 589 ediles, 112 alcaldes y 448 concejales.

Mas allá del papel decisivo de los individuos (las últimas horas lo confirman) es muy difícil dibujar hoy la evolución y contradicciones, transformación, política y social de los próximos 5 años a partir del 1 de Marzo 2020, con un nuevo gobierno cargado de incógnitas muy distinto al proyecto político presente. Como muestra vale observar las primeras señales; consolidación de una unidad privilegiada entre el Partido Nacional y el Cabildo Abierto de Manini Rios.

En el Frente Amplio el Plenario del 24 de enero tiene la oportunidad con Villar, Cosse y Martínez  de dar las primeras señales de si es capaz de salir del laberinto lleno de interrogantes y estrés político que ha significado especialmente para los frenteamplistas de Montevideo, la elección de sus precandidatos camino a las municipales de Mayo.

Prediseñadas las formulas frenteamplistas la coalición multicolor coloca en carrera, no sin malos humores principalmente dentro del Partido Colorado, la candidatura del periodista Gerardo Sotelo, integrante del Partido Independiente. Cabildo Abierto vuelve de entrada a ser una especie de “Clavo en el zapato”, ya que si bien “también son partidarios del lema común quieren integran el futuro gobierno Departamental desde puestos relevantes”.

 

Por Francisco Montiel

 

 

Print Friendly, PDF & Email

...





LA ONDA Digital Revista Semanal Gratuita    |    De los editores: Las notas que llevan firma reflejan la opinion de sus autores    |    © Copyright Revista LA ONDA digital