La ONDA digital en Instagram la Onda digital esta en Facebook Analisis Politico
Volver al Inicio de la ONDA digital

El General Petrides y la DSN

Share Button

La semana pasada destacamos el avance que significó en un sentido democrático, la Ley Nº 18.650, conocida como Ley Marco de Defensa Nacional, aprobada en el Parlamento con amplias mayorías y por iniciativa del Frente Amplio.

También planteamos la imperiosa necesidad de anular la Ley Nº 14.157, aprobada en dictadura porque plantea la Doctrina de la Seguridad Nacional.

¿En qué consiste la Doctrina de la Seguridad Nacional (DSN)?

El Coronel Óscar Petrides fallecido el 26 de abril de 1996, por Ley Nº 17.949 del 8 de enero de 2006, fue restituido y nombrado General, reparando una injusticia que consistió estar nueve años, un mes u un día en prisión durante la Dictadura de la Seguridad Nacional.

Para lo que viene a continuación me apoyo en los escritos del General.

En una conversación en CX 30, del 10 de octubre de 1988, el General Petrides ante la pregunta si debemos tener FF.AA. permanentes, dijo lo siguiente: “O sea que pensamos que lo realmente importante, ante la pregunta si debe existir en la ROU Fuerzas Armadas Permanentes, es tener una respuesta ante una agresión militar externa. Esta afirmación expresada es totalmente opuesta a la concepción de lo que prescribe una doctrina militar de origen norteamericano conocida con el nombre de:”Doctrina de la Seguridad Nacional”. Esta doctrina ubica el mayor agresor militar posible en las izquierdas nacionales, (…)”

¿Cómo llegó la DSN a nuestro país?

Expresa Petrides:”La Doctrina de la Seguridad del Estado no funciona únicamente en nuestro país sino en casi toda América Latina. Es evidentemente un producto imperial importado que sirve fundamentalmente a los intereses del imperio y a sus servidores. De acuerdo a la definición de Doctrina que hemos brindado previamente, esa doctrina nos dirá cuál será nuestra esencia a liberar en una guerra futura, cuál será su carácter, los objetivos que deberemos seguir, cuál será nuestra preparación y lo más importante, cómo deberemos proceder.”

Según lo que dice la DSN y su aplicación durante la dictadura (1973-1985).

“En primer lugar que nuestros agresores son “internos” y no externos.” “Es decir, los enemigos están dentro de nuestro país y no fuera y es contra ese agresor que nuestras fuerzas militares y policiales deberán librar una guerra no convencional. Esa guerra fue librada contra la población nacional como se hizo durante el período dictatorial. Además esta Doctrina nos prepara para prestar los apoyos en guerras semejantes que el imperio disponga en otros territorios. Por último también recibiremos los refuerzos en inteligencia ya sea en forma de comando y/o en materiales que se considere necesario.”

El General Petrides nos ilustra diciendo que “hay que arrancar de cuajo de nuestras leyes militares en vigencia…”, dicha Doctrina.

En eso estamos. Esperando que se haga este año, por fin. Es una espina envenenada que hay que sacer cuanto antes.

La esencia de la Doctrina de la Seguridad Nacional es asegurar un marco de seguridad interior que permita la aplicación de las doctrinas económicas neoliberales.

Algunos antecedentes

Ya en democracia durante el primer gobierno de Julio María Sanguinetti, el Ministro de Defensa de la época insinuó que se iba a arrancar de cuajo la doctrina de la Seguridad Nacional de la Ley Orgánica Militar, a través de una nueva ley, que nunca se presentó. Aprobaron la Ley Nº 15.808, que de su lectura, se desprende que no se modificó lo esencial.

En el gobierno de Luis Alberto Lacalle, éste impulsó a través de su Ministro de Defensa la llamada “Doctrina Brito”, por el doctor Mariano Brito, que impulsó en el marco de la Ley de Presupuesto Nacional de 1990, por el camino de los anexos, en el inciso 03 del Ministerio de Defensa Nacional, los cometidos, tareas, funciones o misiones, que tienen que ver con el orden público, la lucha contra el narcotráfico, con la custodia de las cárceles, con el reforzamiento de la policía, con atender el medio ambiente, con la política marítima en la frontera. Esto integra  un conjunto de misiones que vienen a ocupar el primer plano. Y deja por lo tanto, en un segundo nivel lo que en realidad por ley está fijado como tarea fundamental que es la Defensa de la Nación, del Estado y del territorio nacional.

Luego, recién en el año 2010 se vota la Ley Marco Defensa Nacional Nº 18.650; pero aún sigue pendiente anular la Ley Nº 14.157.

Se ha perdido demasiado tiempo y eso daría lugar para otras reflexiones. Se cometieron errores tácticos y estratégicos, que analizaremos en otro momento.

Una Doctrina distinta

Necesitamos en lo que refiere a la Doctrina de la Defensa Nacional:

1-Una doctrina que se apoye en la unidad nacional, en el sentido de ir construyendo un Frente de Liberación Nacional. Para que esto sea posible hay que avanzar en verdad y justicia como se reclama cada 20 de mayo. Si no es imposible.

2-Unidad del pueblo con los militares honestos, como decía el general Líber Seregni. Para eso hay que sacar de las FF.AA. los elementos apegados a la Doctrina de la Seguridad Nacional.

3-Habría que desarrollar nuevos espacios donde se coordinen actividades entre civiles y militares, como se realizan en el marco del SINAE (Sistema Nacional de Emergencia).

4– Se tiene que concretar en la práctica la instrucción militar voluntaria, como un aspecto importante de la Defensa Nacional.

5-Llevar adelante en todos los aspectos necesarios un plan de democratización de las FF.AA. que implica:

a-Remoción de los altos oficiales que siguen apegados a una doctrina antipatriota, importada desde la potencia hegemónica.

b-Cambiar los programas educativos y promover vivencias que pongan más en contacto a los nuevos oficiales con la gente.

c– Promover nuevos espacios y afianzar los existentes en lo referido a la coordinación entre las FF.AA y los civiles.

La seguimos la próxima.

 

Por Pablo Reveca

La ONDA digital Nº 899 (Síganos en Twitter y facebook)

Print Friendly, PDF & Email

...





LA ONDA Digital Revista Semanal Gratuita    |    De los editores: Las notas que llevan firma reflejan la opinion de sus autores    |    © Copyright Revista LA ONDA digital