…Lo prejuiciosos que somos y los dolores que nos habitan

DNII: EL EXORCISMO

(exorcismo: nombre masculino.
Conjunto de fórmulas y de ritos que se practican
para expulsar un espíritu maligno, especialmente
el demonio, del cuerpo de una persona, de un lugar, etc.)

Empiezo aclarando que esto es una visión personal que en nada involucra al colectivo de denunciantes contra la Dirección Nacional de Información e Inteligencia (DNII), ya bastante tienen como para agregarles mis disquisiciones. Dicho lo anterior, ahí voy: el 20/7 me llevé la sensación que salimos contentos, basta ver la foto de la diaria del 21/7. A un recuerdo triste y doloroso lo derrotamos con gente que nos rodeó, con memoria, con símbolos, con una cobertura mediática muy grande y, especialmente, con espíritu abierto a la reparación.

historicos 1-2Nuestros objetivos originales se cumplieron con creces: i), poner la placa hacia la calle señalando la sede policial por excelencia del terrorismo de estado; ii), quitar el ominoso homenaje a Inspector Gral. Victor Castiglioni, ideólogo y jefe de la DNII durante la dictadura; iii) inscribirlo en la lucha general por Verdad, Justicia, Memoria y Nunca Más terrorismo de estado, cosa que hicimos con la presentación pública del tema y la maravillosa intervención de nuestra querida compañera Silvia Sena en el propio acto.

El Estado cumplió con nuestras peticiones a través del MEC y del Ministerio del Interior (MI), dando cumplimiento a lo establecido en la ley 18596 y en la resolución de la Corte interamericana de DDHH en el caso Gelman.

Lo viejo:
El Círculo Policial y su comunicado reivindicando al represor Castiglioni: «los sectores sociales que cuestionan su conducta» [la de Castiglioni] evitan reconocer que el fallecido policía «nunca fue convocado» por la Justicia, por lo que «no les asiste el derecho de juzgarlo ni ideológica ni sectorialmente, y menos públicamente».

Si no fuera porque los solicitantes pasamos por la DNII de Castiglioni e hicimos las denuncias desde 1985 en adelante, luego quedarían archivadas por la ley de impunidad y serían reactivadas después que fuera declarada inconstitucional por la Suprema Corte -octubre 2009-, sería pertinente, en algo, su planteo. Pero el finado salió de este mundo en el 2000, cuando aun regía la misma. ¿A qué Justicia se iba a presentar?

Además, con semejante argumento, ¿se podría condenar a Adolfo Hitler, que tampoco pasó por los tribunales luego de la Segunda Guerra Mundial?

A esta altura, luego de los hallazgos en los cuarteles y los miles de documentos existentes, da pena escuchar a viejos fascistas, beneficiarios de la dictadura, diciendo mentiras y tratando de salvarse de la Justicia.

Lo repetido:
El notable papel de la comisión que funciona en el MEC por mandato de la ley 18596, integrada por varios ministerios, eduardo-vaz.jpg-200-x-200Familiares y Crysol, que en forma ágil resuelve en la materia con solvencia y compromiso con los DDHH y la tarea reparatoria. La intervención de Nicolás Pons en nombre de la misma es una pieza valiosísima para entender el tema en profundidad y aquilatar el compromiso real con que se trabaja.

Lo nuevo (al menos para mi y mis prejuicios):

La participación del ministro Bonomi y las dos resoluciones del MI: quitar los homenajes a Castilioni y otros jefes marcando su participación en la dictadura y designando Crio. Gral Julio Guarteche el Salón de Actos de la actual DGII. Son hechos de enorme significado: es la primera vez desde 1985 que el Estado asume el rol nefasto de la Policía y la DNII como brazos ejecutores del terrorismo de estado, así, sin eufemismos.

La batalla material y simbólica por otra policía -la «nueva policía» dijo Bonomi- inspirada en los valores republicanos, democráticos y humanistas quedó explicitada. El Ministro lo ejemplificó en el fallecido Crio Gral. Julio Guarteche: el respeto a las leyes y a la dignidad humana son las premisas esenciales de la buena policía. Por algo reniegan en el Círculo Policial de este Comisario y protestan por el homenaje hecho en su memoria.

El mismo día 20, terminaba un curso sobre investigación de delitos de lesa humanidad orientado a fiscales y funcionarios del Ministerio del Interior

Asimismo, el Fiscal de Corte, Dr. Jorge Díaz, reclamó en el mismo una política clara de parte del Estado para dar curso a las investigaciones sobre el pasado reciente y los delitos cometidos bajo el terrorismo de estado, El Observador .

Estamos ante una de las grandes e imprescindibles reformas del estado en proceso, que debe estar llena de errores y carencias pero tiene un rumbo claro y compartible: la policía al servicio de la población y no al revés.

Epílogo:
Nunca imaginé que nuestra iniciativa iba a coincidir con esta movida del MI, marcando claramente la cancha, sin hablar de dos demonios ni uruguayos contra uruguayos -peor, tuve mis temores al respecto-. Sin embargo, por boca del Ministro oímos: hubo terrorismo de estado, estos aparatos fueron parte fundamental del mismo y estamos en otra cosa, haciendo memoria y formando a la Policía en otros valores. Resulta muy, muy valioso. Y como el «Bicho» es candidato al escrache permanente, vale reflexionar sobre esto y el valor que tiene.

Sin embargo, a muchos frenteamplistas nos cuesta aceptarlo a pesar de las medidas concretas: ¿por qué lo hacen recién? ¿por qué ponerle el nombre de otro milico en este mismo acto? ¿por qué la placa está tan alta?

Empecemos por decir que nosotros presentamos el pedido formalmente recién en finales de Mayo y en menos de dos meses tuvimos estos resultados. La ley invocada, la 18596, fue promulgada el 18/09/2009, es decir, en el primer gobierno de Tabaré. O sea, también le costó mucho a este colectivo encarar el tema.

Es interesante saber que ya Daisy Tourné, siendo ministra del interior, enterada de la existencia del homenaje a Castiglioni en esa sede, lo mandó sacar en forma verbal, cosa que no se concretó y su salida del cargo dejó en el olvido. ¿Alguien duda que muchos funcionarios de entonces no la querían sacar, como muestra el Círculo Policial muchos años después?

Y si el Ministro adopta, sin ambigüedades, el punto de vista que rechaza la teoría de los dos demonios, reconoce la responsabilidad del estado y toma medidas reparatorias a su alcance, ¿está mal también?

¿No fue muy negativo lo que pasó en el Batallón 13, el pasado 27 de Junio, donde no hubo ninguna presencia militar ni el menor gesto de aceptación de los crímenes allí cometidos por esa fuerza? ¿No nos alegramos que toda la plana mayor del MI y las autoridades actuales de la DGII -con otro nombre, por suerte- estuvieran presentes e invitaran a pasar al local, que se tomaran fotos y se hicieran notas dentro de la propia sede?

¿Esto es lo mejor posible? Seguramente no, pero ¡qué avance significativo! No valorarlo no hace más que confirmar lo prejuiciosos que somos y los dolores que nos habitan.

Para mi, reencontrarme después de tanto tiempo con mis compañeras y compañeros de la resistencia, fue una maravillosa experiencia de militancia, donde revivieron afectos y valores de «aquellos años» con la misma intensidad y convicción de entonces. Las palabras de Silvia Sena en nuestro nombre, fueron nuestro sentir y pensar, fueron emotivas e inequívocas, expresándonos cabalmente. Y contar con el apoyo del gobierno y «tomar» la sede por un rato, son pequeños símbolos que construyen nuevas y mejores realidades institucionales, además de sanar el espíritu.


Por Eduardo Vaz

Integrante de la Red Miramar

La ONDA digital Nº 778 (Síganos en Twitter y facebook) 

(Síganos en TwitterFacebook)
INGRESE AQUÍ POR MÁS CONTENIDOS EN PORTADA

Las notas aquí firmadas reflejan exclusivamente la opinión de los autores.

Más del Autor: